En el tema de aprendizaje hay que tomar iniciativa y responsabilidad propia para aprender bien las NIIF, no solamente formalmente tomando alguna actividad académica, sino realmente poniendo este nuevo conocimiento en una práctica correcta hacia la realidad de las empresas con las que está trabajando.

Hoy en día Colombia ha determinado optar por las Normas Internacionales de Información Financiera. Esta determinación se manifiesta de forma muy clara a través de la Ley 1314 de 2009, es decir, que hace más de 3 años el hecho de que desde 01.01.2013 algunas empresas colombianas deban producir el balance de apertura usando las NIIF ha sido parte del conocimiento público. La misma ley 1314 y todos los pronunciamientos posteriores que han sido hechos por el gobierno y por el Concejo Técnico de Contaduría Pública han dicho lo mismo: Colombia va a adoptar las NIIF de forma plena, es decir, tal como IASB (el órgano privado que emite las normas internacionales, radicado en Londres) las publica. Esto a largo plazo es una estrategia muy útil, porque permite a los colombianos entender y hablar el mismo idioma contable de la mayoría de los países, sin preocuparse sí hay ajustes o diferencias locales comparadas con la mejor práctica a nivel mundial.

Ya cuando haya tenido la posibilidad de entender en la situación en la que está, que le toca hacer y lo más importante, para cuando, puede planear cuales serían sus actividades para estar listo. En términos amplios se pueden ver aquí dos ejes; un eje son las obligaciones reales (que provienen directamente de las leyes con unas fechas concretas) y el otro eje tiene que ver con el nivel profesional que tienes como contador.

Ya teniendo entendimiento sobre las necesidades que tienes sobre las NIIF y sobre las obligaciones profesionales también, es claro que una de las actividades centrales en el proceso de adopción es la educación, básicamente hay que elegir entre varios modos de aprendizaje que existen. Vamos a hablar de las posibilidades que hay, pero lo importante es entender para qué te sirve una u otra actividad en la preparación de la conversión.

La ley 2649 del  quedó derogada al entrar en vigencia los decretos reglamentarios de las  NIIF. En muchos principios de la NIIF se permite cierta libertad para su aplicación, que con mucha responsabilidad debe ser usada, esto resulta en que una de las claves de adopción exitosa es tener en cada empresa unas políticas contables de alta calidad. Básicamente esto significa que todas las transacciones económicas que la entidad tenga, tienen que tener unas reglas claras sobre cómo se registran en su contabilidad y estas reglas tienen que estar de acuerdo con los principios establecidos en las NIIF.

En general existen temas que aplican de forma universal en la mayoría de las empresas en donde si hay cambios. Estos están explicados a continuación:

  • Políticas contables: cómo y cuándo registrar los errores y los cambios en estimaciones contables, el hecho de que hoy no existan políticas contables para cada clase de transacciones materiales sino que se hace referencia general a los PCGA no puede ser manejado bajo las NIIF, es necesario tener una política contable clara para cada entidad.
  • Propiedad, planta y equipo y activos intangibles: este tema en la práctica contable colombiana está fuertemente impactado por las reglas tributarias. Bajo las normas internacionales es importante registrar los activos fijos e intangibles de acuerdo con el fondo económico de la transacción, esto puede causar diferencias con los libros del momento.
  • Activos/pasivos que se registran en cuentas de orden o no se registran: el ejemplo más clásico es el de arrendamiento que hoy en día está clasificado como arrendamiento operativo, pero que bajo las normas internacionales se registra como financiero, que por su cuenta genera la necesidad de registrar el activo y pasivo relacionado con el contrato en los libros.
  • En el tema de reconocimiento de los ingresos puede ser que haya cambios, principalmente por el manejo del tema de incentivos a los compradores.

Aquí queda una gran pregunta después de haber hecho todos los pasos mencionados antes, pero ¿cómo hacerlo de la mejor forma para la conversión en tu empresa? La respuesta corta es: depende del caso.